Ojo vago en adultos

¿Cómo podemos definir el ojo vago en adultos?

El ojo vago, también llamado ambliopía supone una disminución de la visión en un ojo ya que el cerebro no procesa la información de dicho ojo de forma adecuada. Esta condición suele darse principalmente en niños, sin embargo, también hay casos de ojo vago en adultos.

El sistema visual se desarrolla completamente entre los 7 y los 9 años, por lo que si el ojo vago no se ha corregido antes de este periodo, la probabilidad de lograrlo en edades posteriores es mínima. Por esta razón es importante realizar controles y visitias oftalmológicas a los niños de manera constante para poder detectarlo a tiempo y corregirlo de manera efectiva. 

Síntomas

Los síntomas de la ambliopía en adultos son parecidos a cuando se produce esta condición en la infancia, sin embargo, existen algunos casos en los que pueden llegar a ser más graves y provocar visión doble.

¿Cuáles son las causas del ojo vago?

Cuando un paciente presenta ojo vago en la edad adulta, es posible que en la infancia sufriera problemas como el estrabismo, errores refractivos como pueden ser la miopía, astigmatismo o hipermetropía o incluso otras enfermedades relacionadas con la vista como cataratas. 

Tratamiento para el ojo vago en adultos

El tratamiento que mejores resultados ha dado para el ojo vago consiste en tapar el ojo que tiene buena visión para que el ojo afectado se vea forzado a trabajar más. Sin embargo, este procedimiento obtiene buenos resultados tan solo en la niñez, antes de tener desarrollado por completo el sistema visual. 

Por otro lado, se ha notado una mejoría en personas adultas con ojo vago tras implantar una lente fáquica ICL que se encarga de corregir errores refractivos como puede ser la miopía. La implatantación de esta lente permite mejorar la visión aunque no es capaz de corregir con éxito la ambliopía u ojo vago en adultos. 

Por lo tanto, no existe una operación o tratamiento que pueda garantizar la correción del ojo vago o ampliopía en adultos.